Todos los detalles del SEAT Ibiza Cupster.


SEAT desvelará en el encuentro Wörthersee 2014 una interpretación completamente nueva de su modelo más popular: el SEAT Ibiza CUPSTER, con el que la compañía española celebrará en tierras austríacas el 30º aniversario del Ibiza. Y es que gracias a su parabrisas envolvente y a la desaparición total del techo, el placer de conducción a bordo del nuevo Ibiza CUPSTER es un hecho. Asimismo, el estar basado en un CUPRA le proporciona una base muy eficaz gracias a su motor 1.4 TSI de 180 CV y una caja de cambios DSG de doble embrague.


"El Ibiza siempre ha sido el corazón de SEAT: un coche dinámico con un diseño atractivo, unas buenas aptitudes para el día a día y una excelente relación calidad/precio", afirma Jürgen Stackmann, presidente de SEAT S.A. "En Wörthersee celebramos su 30º aniversario con la presentación del singular Ibiza CUPSTER, sin olvidarnos de la edición especial 30 Aniversario dotada de un equipamiento excelente y, por supuesto, con un magnífico programa de actividades".


El SEAT Ibiza da alas a la imaginación por su diseño, tan emocionante como dinámico, que los clientes identifican como una de las principales razones para adquirir el modelo más popular de la marca española. El Centro de Diseño de SEAT ha realizado una reinterpretación sorprendente de este carácter para dar vida al Ibiza CUPSTER: con una carrocería que es prácticamente idéntica a la del modelo de serie hasta la altura de los hombros, por encima de ese punto todo cambia radicalmente.

Este divertido biplaza no tiene techo, e incluso el clásico parabrisas delantero se ha convertido en una tira envolvente de cristal de poca altura. No obstante, el conductor y su acompañante se encuentran bien protegidos gracias a la posición de los asientos, unos 80 milímetros más baja que en el modelo de serie. El Ibiza CUPSTER cuenta con unas características completamente nuevas: es más ancho y más bajo. 

Imitando a un clásico

Este vehículo único creado en el Centro de Diseño de SEAT presenta un color exclusivo "New Orange" y ofrece una imagen muy deportiva con las llantas de 18 “. El interior, donde predomina el color gris oscuro, es purista y se basa en los Ibiza de carreras SC Trophy. El volante se ha tapizado con un tipo de cuero muy sofisticado: el cuero puro de anilina, que se tiñe totalmente sin capas de pigmentos para conferirle la porosidad adecuada, una gran flexibilidad y un tacto increíblemente agradable. Los instrumentos minimalistas y la tapicería de alcántara, así como los asientos de competición, proporcionan la sensación de encontrarse en el interior de un auténtico coche de carreras.

Tampoco se ha renunciado al rendimiento; al fin y al cabo, el CUPSTER está basado en el Ibiza CUPRA. Esto se traduce en una potencia de 180 CV que proporciona el motor 1.4 TSI, así como en unos cambios de marchas increíblemente rápidos gracias a la caja de cambios DSG.